Definiciones tempraneras en la “Champions”


El Barcelona sufrió mucho para derrotar al Bayer Leverkusen


La segunda fecha de la fase de grupos de la UEFA Champions League nos dejó tan intrigados como la primera, e incluso más. Se repitieron los resultados sorpresivos, pero sobre todo, quedó planteado un escenario de definiciones para las próximas dos jornadas.

Como si ya estuviéramos en la fase final, habrá duelos de ida y vuelta entre fines de octubre y principios de noviembre. ¿Por qué, si apenas llevamos dos jornadas de competencia? Porque el formato de juego de la “Champions” hace que, en las fechas 3 y 4 de los grupos, los mismos rivales se enfrenten entre sí.
Eso por sí solo no garantiza nada. Pero con los resultados que se dieron hasta ahora, habrá muchos cruces que pueden terminar por ser decisivos para la suerte de varios. De hecho, algunos equipos se jugarán todo en esos duelos, ya que de salir mal parados quedarán eliminados virtual o incluso matemáticamente.
Eso vuelve más interesante partidos que, en otra ocasión, no dejarían nada definido. Pero para el Arsenal, por ejemplo, que está al borde del abismo, ya que perdió sus dos partidos, será crucial la miniserie ante nada menos que el Bayern Munich, eterno candidato y con puntaje ideal.
En otros casos, quienes se sacarán chispas son quienes aspiran, en teoría, a meterse en la fase de eliminación directa como segundos en sus grupos. Así estará planteado el duelo entre Sevilla y Manchester City, ya que ambos corren detrás de la Juventus. Al igual que el de Roma y Bayer Leverkusen, en la pelea por ser escoltas del campeón defensor Barcelona. O incluso Chelsea ante Dynamo Kiev, si asumimos que Porto aprovechará para convertirse en líder mientras sus rivales se cancelan mutuamente.

Cristiano Ronaldo fulminó al Malmoe con un doblete

Incluso en zonas con un panorama mucho más claro lo que puede definirse es el primer lugar. Será el caso de Real Madrid y París Saint Germain, ya que si alguno de los dos consigue sacar ventaja en la sumatoria de los dos partidos, seguramente marche rumbo al primer puesto y a un cruce más accesible en octavos de final.
Claro que las preocupaciones y la presión son muy distintas en ese caso. En cambio, quienes necesitan sumar sí o sí para no quedar eliminados tan tempranamente tendrán la obligación de salir a buscar un resultado, incluso a sabiendas que eso los puede dejar expuestos a todavía más fracasos. Y encima con la estadística jugándoles en contra.
En Francia, la prestigiosa revista especializada France Football hizo hincapié en los porcentajes de equipos que lograron clasificarse tras un mal comienzo, y las perspectivas no son nada buenas para el Arsenal. Solamente seis de 192 equipos, es decir un mero tres por ciento, consiguieron pasar de ronda tras tener cero de los primeros seis puntos en juego.
Arrancamos esta nota con una mención a que otra vez hubo resultados sorpresivos, y claramente el del Arsenal fue uno de ellos, en un martes que tuvo muchos más de estos que el miércoles. Porque además de la caída en casa de los “Gunners”, vimos cómo la Roma volvía con las manos vacías de su visita al Bate Borisov. Pero a la vez, cómo el Valencia se recuperaba de una derrota de local en la primera fecha y conseguía tres puntos importantísimos ante un Lyon que ya no es el que supo ser.
Incluso donde hubo lógica también hubo sorpresa. Porque por más que el Porto sea muy regular en Europa y mantenga siempre un plantel de calidad, no deja de ser llamativo que venciera al Chelsea, que sigue sin encontrar el rumbo. Con la derrota prácticamente le cedió el primer lugar a los portugueses, en una paradoja para Mourinho, vencido por el club en el que saltó a la fama, y con un Iker Casillas al que él tanto cuestionó en Real Madrid luciéndose en el arco.
Y si uno mira más allá del resultado, la victoria del Barcelona ante el Bayer Leverkusen fue mucho más sufrida de lo que se esperaba. Los alemanes hicieron un muy buen planteo, presionaron bien arriba y merecieron mejor suerte en un partido muy parejo que cambió en dos minutos.

Álvaro Morata marcó en la victoria de la Juventus sobre el Sevilla

Barcelona pasó la prueba de la ausencia de Messi pero esto recién empieza. Serán varias semanas sin su máxima figura, además de las bajas que se puedan ir produciendo, como la de Iniesta, en un plantel corto que al mismo tiempo no puede ceder terreno en la Liga.
El miércoles, en cambio, fue más previsible, con PSG y Real Madrid consolidándose en el Grupo A, y Manchester United acomodándose otra vez en el Grupo B, tal como ha hecho en la Premier League. Claro que hablamos de tres equipos con planteles pletóricos, que incluso cuando sufren numerosas bajas, como es el caso del Real Madrid, tienen reemplazos de calidad de sobra como para que las ausencias no se noten tanto.
Quizás la cuota de sorpresa ese día quedó acotada a dos partidos, y no porque los vencedores no lo hayan merecido sino porque lo hicieron de visita en escenarios difíciles.
Por un lado, el Manchester City, que más allá de tener un plantel mucho más poderoso que el Borussia Moenchengladbach, venía envuelto en dudas tras caer de local ante la Juventus. Pero pese a comenzar debajo, pudo revertir el resultado con goles argentinos (Demichelis y Agüero) y volvió a ponerse en carrera por la clasificación. Claro que ahora lo espera el Sevilla...
Por otra parte, Benfica dio el golpe en Madrid ante un Atlético que suele hacerse fuerte de local. También habían arrancado en desventaja los portugueses por el gol de Ángel Correa, pero Gaitán confirmó su gran momento con el gol del empate y la asistencia para la victoria.
En definitiva, es temprano todavía para definiciones, pero queda abierto un panorama muy atractivo para el regreso de la “Champions” tras la parada por la Fecha FIFA. Aquí los esperamos.

Lo Más Pegao'