Cubanos no fallaron a la hora de la verdad




Cuba ancló en la séptima plaza del medallero del recién finalizado Campeonato Mundial de atletismo bajo techo, que se desarrolló en Sopot, Polonia, con saldo de un oro, una plata y un bronce, este último a la cuenta del santiaguero Pedro Pablo Pichardo.

La subtitular olímpica y tercer lugar mundial al aire libre, Yarisley Silva, se alzó con la corona en la pértiga, un resultado más que bueno para la joven pinareña, más si tenemos en cuenta que solo había participado en un evento previo a la justa.
Un salto limpio sobre 4,70 metros bastó para la primera coronación de este tipo de la caribeña, quien superó a la rusa Anzhelika Sidorova y la checa Jirina Svobodova, ambas con idénticos 4,70m, pero con una falta per cápita.
Cuba no conseguía títulos en estas citas cubiertas desde Doha ‘10 y completó ahora una buena actuación con los lugares dos y tres en el triple salto para hombres, dominado inesperadamente por el ruso Lyukman Adams (17,37 metros).
Puede decirse que los antillanos Ernesto Revé y Pedro Pablo Pichardo intercambiaron los puestos pronosticados por los especialistas al colgarse la plata y el bronce, respectivamente.
El guantanamero Revé registró 17,33 metros en su segundo intento y se apoderó de un metal que colocó signos de admiración a su debut a este nivel.
Para el santiaguero Pichardo, arribado como líder del año con 17,32m, la competencia resultó bien exigente y necesitó del sexto y último despegue para asegurarse en el podio con 17,24m.
También en el triple, pero entre mujeres, la isla estuvo presente con Yarianna Martínez, séptima con discretos 13,99 metros en evento de oro para la rusa Ekaterina Koneva (14,46m).
De los vallistas cortos Yordan O´Farill y Johannis Portilla fue este último el más avanzado al verse entre los semifinalista, pero ninguno llegó a la añorada discusión de los premios dominado por el norteamericano Omo Osaghae con 7.45 segundos inscritos como lo mejor del años hasta la fecha.
La clasificación oficial por países, determinada por la suma de puntos que aportan los situados en los primeros ocho escalones, tuvo a Estados Unidos en su cima con 142, muy por delante de Rusia (66) y Polonia (66).
Cuba obtuvo 23 rayitas y ancló en la duodécima plaza entre los 50 registrados en ese escalafón.
La lid fue animada por concursantes de 141 naciones y tuvo un ordenamiento por medallas igualmente liderado por los norteamericanos, poseedores de ocho de oro, dos de plata e igualo cantidad de bronces.
Rusia (3-2-0) y Etiopia (2-2-1) le secundaron, y Cuba fue séptima (1-1-1).

Lo Más Pegao'